Etiquetas

, , , , ,

ImagenPara entender el sentir filosófico contenido dentro de las obras de Arthur Schopenhauer, es necesario conocer las bases que guiaron desde su juventud, dicho pensamiento.

Schopenhauer tuvo como maestro a Gottolob Ernst Schulze, quien le despertó su interés por la filosofía de Immanuel Kant, y a Friedrich Majer, quien lo introdujo al antiguo pensamiento hinduista, este último abordado en primera instancia por estricto orden cronológico y de relevancia personal para esta redactora. 🙂

Majer involucra a Schopenhauer en el conocimiento védico de El Sama, el Yajur, el Rig y el Atharva, la filosofía de los Upanishads  y de los antiguos textos referentes al hinduismo, de esta forma, Schopenhauer introduce a través de su obra, sabiduría hinduista y budista, como aquella que el sufrimiento es la base de la existencia humana.

Schopenhauer afirma el sufrimiento de la vida que sólo puede eliminarse limitando el deseo, lo que según él lograron los antiguos ascetas cristianos, en lo que se aparta de Buda, quien después de haber probado el ascetismo, comprendió que esa no era la solución definitiva contra el sufrimiento y se decidió por una forma de vida que no exigía tanto sacrificio, el camino del medio. Para Schopenhauer los antiguos ascetas rechazan el deseo en un acto interno de “negación de la voluntad de vivir”, advirtiendo que la propia voluntad motiva todos los fenómenos y que nada se gana con la lucha y la competencia, por lo cual abrazan la resignación y, como ideal ético de todas las religiones, llegan a comprender intuitivamente que ellos son con todos uno solo.


February 2013
  Juan Rodes

En esto último, comprendemos el contacto que tiene Oriente como un reforzador del pensamiento nihilista en Occidente; para Schopenhauer existen 3 actividades que pueden aliviar un poco el sufrimiento humano:

1) La contemplación de la belleza, que asociada con el budismo es un aspecto muy importante de la vida espiritual; tiene un efecto que transforma las emociones ya que el aprecio estético de la naturaleza y las artes y el contacto con ellas se refinan nuestras energías. “Pararnos a mirar” es un tiempo inexistente entre la vida cotidiana de occidente, detenerse a contemplar la belleza, relajarnos, no hacer nada, es un principio budista de acercamiento y apreciación de la vida.

2) La practica de la misericordia, basada en el respeto a la dignidad de la vida inherente a todos los seres vivientes y en el deseo de que dicha dignidad triunfe sobre otros aspectos. Si sabemos contemplar la belleza de cada ser que habita este mundo, fácilmente lograremos la práctica de la misericordia mitigando el dolor de otros y con esto aliviando un poco el nuestro.

3) El ejercicio de la ascética, realizando ejercicios de represión propia de voluntades a niveles estoicos, cuya finalidad es tener un control y mortificación corporal realizando actividades como el  celibato, el ayuno, la postura erguida,  el desempeño de las tareas desagradables, etc.

Para Schopenhauer el realizar esta 3 actividades no nos alejarían de las desdichas de un mundo donde el dolor es perpetuo  y nuestro destino es tratar de obtener lo que nunca tendremos. Pero nos harían mas llevadera la existencia.

Anuncios